Month: Agosto 2014

La vuelta al cole y el cuidado de la salud

Se acerca la vuelta al cole, un momento muy esperado por padres y madres, pero que puede generar situaciones de estrés en el entorno familiar. Los niños necesitan de un periodo de adaptación progresiva para retomar sus rutinas escolares y acostumbrarse al esfuerzo físico y psíquico que supone el retorno al aula. Es época de cambio de horarios, imposición de límites, inquietudes sobre el nuevo curso, nervios y cansancio, que pueden generar un estado de ansiedad en los niños similar al conocido síndrome postvacacional que padecemos los adultos. La tranquilidad, el ánimo y el apoyo de los padres son las claves para regresar al colegio sin agobios.

Vuelta al cole

Son muchas las páginas web de instituciones y organismos que en estas fechas proporcionan a padres y madres consejos para una vuelta al cole saludable para toda la familia. Por ejemplo, el Instituto de Salud Pública y Laboral de Navarra ofrece en la guía “Vuelta al cole… con salud” recomendaciones para que papás y mamás puedan abordar la situación con tranquilidad, y aprovechar este momento para ayudar a sus hijos a mantener y mejorar su salud. La guía trata cuestiones relacionadas con la convivencia, el entorno físico, emocional y relacional, actividades de ocio y necesidad de descanso, alimentación equilibrada, ejercicio físico, seguridad y prevención de accidentes, e higiene de la piel, dental, del pelo y de la espalda.

En relación con el ambiente y la convivencia, es recomendable preparar adecuadamente en casa espacios para comer, jugar y estudiar, crear un clima agradable y de confianza mutua, así como repartir tareas domésticas y organizar actividades conjuntas de la familia. También es necesario combinar la actividad física con ratos de esparcimiento, y asegurar un descanso nocturno de entre 8 y 10 horas.

Dolores de espalda, problemas de visión, aparición de piojos y lesiones en los pies son los problemas de salud más comunes de la vuelta al cole, tal y como nos cuentan desde el portal Faros del Hospital Sant Joan de Déu de Barcelona . Según los expertos, el peso de la mochila debe estar entre el 10 y el 15% del peso corporal del niño. Los tirantes deben ser acolchados y descansar sobre ambos hombros. En cuanto a la silla, se aconseja una postura erguida con la espalda pegada al respaldo. Es importante realizar revisiones oculares, sobre todo en los niños con antecedentes familiares. Se debe revisar también la presencia de piojos, visibles principalmente en la nuca y detrás de las orejas. La higiene de la piel y de los dientes se debe realizar como de costumbre, con especial insistencia en el lavado de manos y uñas para evitar la transmisión de infecciones. Por último, un calzado cómodo y flexible permitirá el correcto desarrollo del pie del pequeño. Los materiales han de ser naturales y transpirables.

Siguiendo éstos y otros muchos consejos que se pueden encontrar en la red, nos aseguraremos una vuelta al cole tranquila y saludable para toda la familia. Y si además contamos con un archivo electrónico Datasalud sobre las incidencias de salud de los pequeños de la casa, podremos hacer un seguimiento de su estado y tener siempre bajo control la gestión de la información de salud de nuestra familia.

¡Cuidado en el agua! Prevención y actuación contra ahogamientos

La Organización Mundial de la Salud estima que cada año fallecen por ahogamiento en Europa más de 5.000 personas con edades comprendidas entre los 0 y los 19 años. Tanto niños como padres deben conocer los riesgos que se dan en el agua, así como las conductas adecuadas y medidas de prevención que hay que seguir para evitar ahogamientos en piscinas, parques acuáticos, ríos, pantanos, lagos o en el mar.

Cuidado en el agua

El Ministerio de Sanidad, en colaboración con la Cruz Roja, ha creado la guía para familias “Disfruta del agua y evita los riesgos” con el objetivo de concienciar a los niños, niñas y adultos responsables de su cuidado de los peligros que se pueden encontrar durante las actividades de ocio en el agua, y recomendar las conductas de seguridad que se deben adoptar para evitarlos. Asimismo, la Asociación Española de Pediatría también realiza una serie de recomendaciones para saber prevenir y actuar en caso de ahogamientos infantiles.

Ambos organismos coinciden en que la prevención es lo más importante para garantizar la seguridad de los niños en el agua. Debemos estar siempre atentos para advertir las posibles situaciones de riesgo, valorar el peligro y adoptar una actitud segura. Es lo que se llama conducta A.V.A., advertir, valorar y adoptar. Es aconsejable que los niños aprendan cuanto antes técnicas de seguridad en el agua, es decir, que aprendan a nadar o, al menos, a flotar. En cualquier caso, los niños deben bañarse siempre bajo la supervisión de un adulto y con los dispositivos de flotación que necesiten. Es muy peligroso correr por el borde de la piscina o empujarse, ya que podemos resbalar, caer al agua y lesionarnos o hacer daño a otros. También se deben respetar las normas de seguridad tanto en piscinas como en la playa, prestar atención a las banderas y a las indicaciones de los socorristas.

Los padres también deben seguir una serie de recomendaciones. Nunca deben descuidar la vigilancia de sus hijos en entornos de agua. La mayoría de las veces los ahogamientos se producen de forma rápida y silenciosa en bañeras, piscinas hinchables o piscinas privadas, tras perder de vista a la víctima durante menos de 5 minutos. Además, padres y madres deben conocer técnicas de primeros auxilios y resucitación cardiopulmonar. En caso de accidente deben seguir la conducta P.A.S., proteger, avisar y socorrer. La prioridad es rescatar del agua y llevar a la víctima a un lugar seguro, después pedir ayuda y por último socorrer al herido.

Leer al completo estas guías y consejos de los expertos es, sin duda, el primer paso que debemos dar todos para proteger a los niños de los peligros del agua y poder disfrutar este verano de las actividades acuáticas con seguridad y sin riesgos. Además, nunca está de más disponer de un archivo electrónico de la salud de tu familia, en caso de necesitar atención médica durante las vacaciones. Estos archivos te permiten registrar todos los datos sanitarios como enfermedades, medicamentos o alergias que tengas tú o tus hijos, una información de gran utilidad para los servicios de emergencia y atención sanitaria que puedes llevar contigo en todo momento y en cualquier lugar a través del archivo online Datasalud.

Proteger la salud de los niños en los campamentos de verano

Es época de campamentos de verano, colonias y excursiones para los más pequeños. Los niños disfrutan enormemente de estas experiencias que priman el contacto con la naturaleza, la convivencia con otros niños y el aprendizaje mediante el juego y la diversión. Son muchos los beneficios de los campamentos de verano, pero también es necesario estar preparado para los eventuales riesgos sanitarios que puedan producirse. Por ello, Datasalud ofrece a padres y madres la posibilidad de crear de forma electrónica un archivo de salud completo del niño, con información sobre el estado vacunal del menor, las enfermedades infecciosas padecidas, las alergias conocidas, la medicación requerida y el estado de salud general, para que puedan remitirlo a los organizadores del campamento, para mayor seguridad del niño y tranquilidad de los padres.

Campamentos verano

Son varias las páginas web que ofrecen a madres y padres información y consejos pediátricos para escoger el campamento adecuado para sus hijos. Es importante conocer los riesgos y peligros que se producen más habitualmente en los campamentos, los protocolos sanitarios que se siguen, así como los artículos indispensables que deben llevar en su mochila.

Según los especialistas, intoxicaciones alimentarias, caídas, picaduras o insolaciones son los principales problemas de salud que pueden padecer los niños que acuden a campamentos de verano. Por eso, a la hora de preparar la mochila, no se deben olvidar artículos básicos como son crema de protección solar, gorra, pulseras o aerosoles contra mosquitos, tiritas y toallitas higiénicas.

La Sociedad Española de Pediatría Extrahospitalaria y de Atención Primaria (SEPEAP) recomienda que los campamentos establezcan normas sobre medidas sanitarias, conservación y administración de medicamentos, servicios médicos urgentes y sistemas de valoración previa del estado de salud de los niños.

Asimismo, la organización aconseja a los padres que presenten un informe completo en el que conste toda la información médica relevante del pequeño, sobre todo si padece alguna enfermedad, alergia, intolerancia o necesita tomar alguna medicación o utilizar algún dispositivo médico como inhaladores o nebulizadores. El archivo electrónico Datasalud permite registrar en un único documento todos estos datos y enviarlo a los responsables del campamento de forma rápida y sencilla.